Translate a otros idiomas

Thursday, April 26, 2012

Monday, April 23, 2012

 

  •  
     
    1. PRIMAVERA Y SUS TULIPANES< YO AMO LA NATURALEZA
  • Primaverales:
     
     ·
    •  
    • Mi hermanita Maritza y yo.
      .
       
       
       
      Primavera # 7 de Diana Margarita  en Boise, Idaho, el 20 de abril de 2012.

      Thursday, April 19, 2012

      Tiene toda la razon esta joven estudiante de Las Sagradas Escrituras Cristianas, esta indagadora de asuntos religiosos, filosoficos...?:

      MUY BONITO , ESTAS INSPIRADA.....ACABA DE IRSE...CON LA HERMANA LORENA.YA LA CONOCI Y CUADRAMOS PARA LOS ESTUDIOS.Y PARA IR CON ELLA AL SALON.ME PARECE UNA BUENA PERSONA.MUY NORMAL Y HUMILDE.GRACIAS A JEHOVA QUE NO ME TOCO UNA HERMANA DE ESAS QUE SON DEMASIADO NO SE,ESTRICTAS Y RARAS
      PERO EN LOS TESTIGOS NO HE VISTO ESO MUCHO.ESO ES MAS EN LOS CATOLICOS. ESAS VIEJAS SON UNA PELICULA DE HORROR.NADA QUE VER CONMIGO.HE SEGUIDO EN ESTA BUSQUEDA,
      CONOCI A OTRO HERMANO MUSULMAN.UN HOMBRE MUY CULTO POR CIERTO.REPRESENTADOR DE LOS FAMOSOS DERECHOS DE TODOS LOS OPRIMIDOS DEL MUNDO.CLARO CON SU CAUSA PRIMERA.LA OPRESION DE LAS PERSONAS EN LOS PAISES MUSULMANES QUE ODIAN EL SISTEMA AMERICANO POR INVADIR SUS TERENOS SEGUN ELLOS POR EL ORO NEGRO.PETROLIO...Y ME INFORMO DE LAS COSAS QUE HACEN LOS SOLDADOS AMERICANOS EN LA SUPUEST GUERRA CONTRA EL TERRORISMO.ME DIO MUCHA LASTIMA CON ESE PUEBLO.QUE HORROR Y DE PENSAR QUE SON LOS MISMOS AMERICANOS.MATANDO Y VIOLANDO NINAS EN AFGANISTAN TENIENDONOS A TODOS ENGANADOS CON ESTA GUERRA.QUE EN FIN SOLO SE TRATA DE DINERO Y PODER.
      PERO BUENO,SIEMPRE HA SIDO ASI.NO HAY QUE IR MUY LEJOS,NUESTROS PROPIOS HERMANOS CUBANOS QUE LLEVAN MEDIO SIGLO CON ESTE REGIMEN TAN IN JUSTO.LOS PRESOS POLITICOS QUE MUEREN TODOS LOS DIAS,LOS FAMILIARES NUESTROS ESPARCIADOS POR TODO EL MUNDO PORQUE LE DA LA GANA A ELLOS.
      AL FINAL ME DI CUENTA QUE ES QUESTION DE HUMANIDAD.YA NO VEO LAS DIFFERENCIAS RELIGIOSAS NI CULTRALES EN EL FONDO TODOS SOMOS SERES HUMANOS.SIEMPRE LE DIJE QUE NO CREIA EN QUE LAS GUERRAS ERAN LA SOLUCION.PERO QUIEN LES QUITA LAS IDEAS DE QUE DEBEN DE PROTEGER SUS TIERRAS Y FAMILIAS COMO SEA.DE TODOS LOS QUE VENGAN A AGREDIRLOS.YO LO HARIA POR LOS MIOS Y TU???
      EN LO DE DIOS,NO HAY CONTROVERSIA.DIOS ES UN DIOS MAGNIFICO,CEADOR DEL CIELO Y LA TIERRA,CON UN DIVINO PROPOSITO PARA EL MUNDO Y NOS AMA INFINITAMENTE.SOLO NOS PIDE QUE SEAMOS PERSONAS DE BIEN.PERSONAS DE AMOR Y PAZ.ASI ALGUNOS LE DIGAN ALAH,JEHOVA,JESUS CREO QUE LA IDEA ES BASICA MENTE IGUAL.LOS DETALLES CAMBIAN Y CADA CUAL DECIDE EL QUE MAS LE PARESCA,PERO TODOS SOMOS HIJOS DE ESE MARAVILLOSO Y PODEROSO DIOS.
      ESTAN DE MAS LAS DISCUSSIONES ACERCA DE TODO LO QUE NOS DIVIDE. PERO ES ASI.QUIEN CAMBIA ESTE MUNDO????
      YA NO SIENTO TANTA CONFUSION ACERCA DE ESTE TEMA.MI CORAZON LO COMPRENDE TODO.PERFECTAMENTE.Y MI MENTE PREGUNTONA ESTA EN PAZ....TE QUIERO ... GRACIAS POR TODO, HABLAMOS PRONTO...

      El abuso sexual de menores
      Usted puede proteger a sus hijos


      UNA joven con quien su propio hermano y su cuñado se propasaron cuando ella era niña dice: "Tenía miedo, así que no se lo dije a nadie. Por eso quiero aconsejar a todos los padres: ‘Por favor, enseñen a sus hijos e hijas a no permitir que nadie en la familia, o fuera de la familia, les ponga las manos encima de algún modo incorrecto. Si alguien trata de hacerlo, no tengan miedo de denunciarle’". Ella añade: "¡Esto puede ocurrir a cualquier niño en cualquier momento!".
      En este mundo degenerado, tenemos que tomar medidas definidas para proteger a nuestros hijos del abuso sexual. No es prudente dejar las cosas a la casualidad y simplemente esperar que nada ocurra.

      La primera línea de defensa

      La primera línea de defensa es evitar las situaciones que dejen vulnerables a nuestros hijos. Por ejemplo, a los padres se les aconseja que sean prudentes con respecto a dejar sus niños al cuidado de adultos jóvenes que aparentemente prefieran estar con niños más bien que con personas de su misma edad. Cierto sicólogo clínico informa que dos terceras partes de los culpables de abuso sexual a quienes está tratando cometieron el delito mientras cuidaban de niños.
      La doctora Suzanne M. Sgroi menciona otras dos situaciones que han llevado al problema: El que niños compartan camas o habitaciones con adultos o adolescentes; y las grandes reuniones familiares en que los mayores se ocupan de divertirse y simplemente suponen que los hijos mayores están cuidando de los menores.
      La verdad es que, mientras más tiempo estén nuestros hijos bajo nuestra supervisión personal, menos oportunidad tendrán los que se propasan de influir en ellos de modo corrupto. Ann, madre de tres hijos, va hasta el punto de no permitir que su hijo menor, un muchacho de 14 años de edad, pasee por el centro comercial —o siquiera entre en los cuartos de aseo públicos— a solas. El muchacho probablemente opine que esto es muy restrictivo, pero su madre tiene motivos para hacerlo. Alguien se propasó con ella cuando era niña.
      No obstante, los padres no siempre pueden vigilar de cerca a sus hijos. Los padres y las madres que tienen su empleo tal vez no tengan otro remedio que valerse de los servicios de una guardería infantil, o dejar a sus hijos con parientes o niñeras. Los niños tienen que ir a la escuela, y los padres no siempre pueden estar con ellos. Los parientes y las amistades visitan a la familia. ¡Y además están los vecinos! ¿Cómo podemos proteger a nuestros hijos, si ellos son tan vulnerables? En realidad, solo hay una manera...

      Hable con su hijo acerca del peligro

      La sicóloga Debrah Shulman dijo: "Es insensato hacer creer a los niños que no hay peligros. Los niños se dan cuenta de que son vulnerables, y naturalmente se preocupan por su propia seguridad. Parte de la función de un padre [o una madre] es darles los instrumentos para enfrentarse con el peligro de modo realista. Si tal información se presenta de modo sincero y positivo, no amenazará a los niños, sino que los tranquilizará". Sí, tenemos que hablar con ellos sobre el asunto.
      Es fácil decirlo, pero no tan fácil hacerlo, especialmente en vista de que el peligro más grande proviene de las amistades y los parientes. Puede que ya hayamos prevenido a nuestros hijos contra el desconocido que quiera convencerlos de que vayan al bosque o llevárselos en un automóvil. Pero ¿cómo podemos darles "los instrumentos" para que se protejan de las personas a quienes conocen, respetan y hasta aman?

      Que sigan su instinto

      Ann, la madre a quien mencionamos anteriormente, informa que solo tenía cinco años de edad cuando un pariente se propasó con ella. Sin embargo, ella sabía que él estaba haciendo algo incorrecto, aunque no sabía cómo impedírselo. Y, desgraciadamente, no podía hablar sobre el asunto con sus padres. Las vías de comunicación no eran muy buenas en aquel tiempo.
      La experiencia de Ann demuestra que los niños generalmente tienen un sentido natural de lo que es bueno y decente. Nosotros tenemos que fortalecer ese instinto, decirles que ellos deben hacer caso de su instinto aunque un adulto les diga lo contrario. A menudo una respuesta simple y categórica, como: "¡No, no quiero que hagas eso!", basta para disuadir al que quiere propasarse. La experiencia de Ann también muestra que tenemos que mantener abiertas las vías de comunicación con nuestros hijos.
      Hace poco cierto esposo y su esposa estaban considerando este problema entre sí. Preocupados, preguntaron a su hija si alguien se había propasado con ella alguna vez. Se horrorizaron cuando la hija contestó afirmativamente. Un viejo amigo en quien la familia confiaba lo había hecho varias veces. La familia tenía excelente comunicación con sus hijos, de modo que ¿por qué no había dicho nada antes la hija? Sencillamente porque no sabía abordar el asunto. Una vez que se mencionó el asunto, la hija estuvo muy dispuesta a considerarlo.
      Si ocurriera lo peor
      Ningún padre ni madre puede proteger completamente del abuso sexual a su hijo o hija, aunque el tomar precauciones sensatas disminuye enormemente la posibilidad de que ocurra algo. No obstante, si los padres han establecido buena comunicación familiar, tal vez los hijos e hijas hablen de ello en caso de que ocurriera lo peor. Sin embargo, a veces la conmoción, o la vergüenza, que tal experiencia causa a los niños hace que ellos no quieran hablar del asunto. Por consiguiente, los padres tienen que estar alerta. He aquí algunos indicios que los investigadores dicen que quizás muestren que algo ha ocurrido.
      Sospechen de cualquier cambio en la rutina normal. En cierto caso, un maestro pedía a ciertos niños que fueran a la escuela mucho antes que los demás. Observe cualquier indicio revelador en los niños, como calificaciones escolares que empeoran o inquietud extrema al estar cerca de cierto adulto. Cierta señora, quien de niña fue víctima de su hermano y su padre, dijo: "Terminé al final de una clase de 42 estudiantes, y nadie trató de averiguar por qué".
      Presten atención a síntomas físicos, como dolores de cabeza, vómitos o pérdida de apetito, y dificultad en conciliar el sueño. Los problemas genitales, como el dolor, son particularmente importantes. Estén pendientes de tendencias precoces respecto a lo sexual que se manifiesten en el habla, la vestimenta o la conducta. Estén alerta a cambios súbitos en conducta que pudieran indicar que hay un problema. Si el niño se vuelve más reservado que de costumbre o tiende a evitar a cierto miembro de la familia, esto debe servirles de advertencia. También tenemos que estar atentos a los mensajes indirectos que nuestros hijos nos comunican. La declaración: "Ya no me gusta el maestro de matemáticas", tal vez sea el modo como el niño o la niña trata de sacar a colación este asunto dificultoso.
      Si los padres observan cualquier indicio como ése en su hijo o hija, deben tratar de averiguar qué anda mal. El niño o la niña tiene un problema, y tal vez sea un problema de abuso sexual. Si así es, el niño o la niña necesita ayuda. Desgraciadamente, muchos niños no reciben dicha ayuda. A los niños con quienes alguien se ha propasado se les ha acusado de haber inventado el incidente, aunque los investigadores nos aseguran que los niños rara vez, si acaso alguna, inventan acciones de esa índole. El incesto se ha encubierto para no desbaratar la familia.
      No obstante, si se descubre que alguien se ha propasado —y ha habido especialmente incesto— , hay que dar dos pasos inmediatamente:
      Primero, el niño o la niña en cuestión —y otros niños también— tiene que recibir protección de cualquier otro incidente abusivo. Esto tiene que hacerse, cueste lo que cueste. En muchos casos hay que hacer frente al culpable de haberse propasado. Pero sea lo que sea que se requiera, es importante que el niño o la niña tenga la seguridad de que el culpable de haberse propasado nunca podrá acercársele de nuevo.
      Segundo, hay que dar al niño o la niña mucho amor y apoyo emocional. Los padres tienen que explicar con mucha claridad a la pequeña víctima que ella no tiene la culpa. El delito y cualquier cosa que ocurra como resultado de éste —incluso si un pariente cercano va a parar en la prisión— no es culpa del niño o la niña. ¡Pero dichas palabras tranquilizadoras hay que repetirlas muchas veces, de modo que la víctima llegue a creerlas... y crea que los padres las creen también!

      ¿Cómo podemos hablarles del asunto?

      En primer lugar, tenemos que sacar a colación el tema. Una manera que se sugiere es que si en el noticiario se informa acerca de un escándalo, los padres pudieran utilizarlo como una oportunidad para preguntar a sus hijos: "¿Te ha hecho alguien alguna vez algo parecido?", y luego pase a decirles cómo obrar si alguien tratara de hacerlo.
      Los padres que enseñan a sus hijos acerca de la Biblia pueden utilizar partes de ella como puntos de partida. Pueden utilizar la historia de Dina, la hija de Jacob, para explicar cuáles son los límites en cuanto a lo que una persona puede hacer a otra (Génesis 34:1-4). La historia de Tamar y Amnón puede utilizarse para mostrar que hay cosas que ni siquiera se permite que parientes cercanos hagan entre sí (2 Samuel 13:10-16). Y debemos asegurarnos de que ellos entiendan que si algo de esa índole les ocurriera, nosotros queremos saberlo. No nos enfadaremos con ellos si nos lo dicen.
      Alguien se propasó con Mary cuando ella era una niñita, así que ella se aseguró muy bien de poner a sus tres hijas en guardia contra los que quisieran propasarse. ¿Cómo lo hizo? Tan pronto como las hijas tenían suficiente edad para entender, ella les dijo: "Si alguien las toca en las partes indebidas, díganmelo y no me voy a enfadar". ¿Cómo sabrían ellas cuáles eran las partes indebidas? Mary dice que se las mostró cuando ellas tenían unos tres años de edad. Cuando las bañaba o las preparaba para dormir, les señalaba las partes del cuerpo que otras personas no les deberían tocar. A medida que ellas iban creciendo, les planteaba situaciones: "Nadie debe tocarlas ahí, aun cuando sea un maestro o un policía. Ni siquiera mamá o papá debe tocarte allí. ¡Y un médico puede tocarte ahí solo si mamá o papá está contigo!".
      ¿Surtió esto efecto? Mary recuerda una ocasión en que un pariente estaba jugando con la hijita de ella de 6 años de edad. Las cosas que el pariente estaba haciendo comenzaron a hacer que la niñita se sintiera incómoda. ¿Qué hizo ella? Sencillamente se alejó de él. Mary no está segura si el pariente tenía malas intenciones o no. Pero está contenta de que su hija supo apartarse de la situación cuando ésta comenzó a parecerle "incorrecta", o "extraña".
      "Si alguien te toca en las partes indebidas, dímelo"
      Por consiguiente, tal como los padres dan a sus hijos advertencias en contra de irse con desconocidos, jugar en una calle donde hay tráfico constantemente, y poner las manos en cables que conducen electricidad, así también deben hablarles acerca de evitar que alguien les falte al respeto en sentido sexual. Deben explicarles los límites del cuerpo que otras personas —incluso sus propios padres— no deben traspasar. Deben decirles claramente que si algo ocurriera, ellos querrían saberlo. Y no van a echar la culpa a los hijos.

      El juego "¿qué tal si [...]?"

      A veces los adultos se valen de su experiencia e inteligencia más extensa para engañar a los niños y hacer que se unan a ellos en alguna actividad impropia, y los niños quizás no noten el engaño sin recibir ayuda. Por eso Linda Tschirhart Sanford, autora del libro The Silent Children, sugiere un medio que pudiera utilizarse para contrarrestar esto de antemano: el juego "¿qué tal si [...]?". Pregunte a sus hijos de vez en cuando qué harían ellos en ciertas situaciones: "¿Qué tal si quien te estuviera cuidando te dijera que podrías quedarte viendo la televisión hasta tarde si te metieras en la bañera con él y jugaras ciertos juegos? ¿Qué le dirías?" "¿Qué tal si alguien a quien tú conoces te llevara a dar un paseo en automóvil y quisiera poner las manos donde no debe? ¿Qué harías tú?" "¿Qué harías si un amigo de mayor edad te tocara de un modo que no te gustara, o quisiera desvestirte y jugar un juego secreto contigo?".

      Enseñe a sus hijos los nombres correctos de las partes del cuerpo
      Al enseñar al hijo o hija a contestar debidamente, los padres pueden mostrarle que hay ocasiones en que él o ella puede decir no a un adulto. También hay ocasiones en que los hijos deben revelar secretos. Si se les enseña a decir cosas como: "Voy a preguntar a mamá primero", podrán desanimar a la mayoría de los que quieran propasarse. Si el niño o la niña aprende las respuestas correctas en el juego "¿qué tal si [...]?", estará adquiriendo algunos buenos instrumentos para protegerse. Si él o ella da una respuesta incorrecta, entonces, repita la pregunta y sugiera una respuesta diferente.

      Denles las palabras

      La siguiente experiencia muestra otro problema que afrontan los niños en relación con el abuso sexual: Una señora relata que alguien abusó de ella cuando era niña, y ella trató de decírselo a su madre. Pero no sabía las palabras correctas y no podía explicarle lo que había ocurrido. La madre creía que alguien simplemente había tratado de mostrarle cariño y que la niñita había malentendido la situación y la había exagerado.
      Debido a experiencias parecidas a ésa, los asistentes sociales animan a los padres a enseñar a sus hijos los nombres correctos de las partes del cuerpo. Denles el vocabulario para expresarse en caso de que ocurriera lo peor.

      Alertas, pero equilibrados

      Una de las peores pesadillas de un padre o una madre es que alguien se propasara en sentido sexual con su hija o hijo. No obstante, tenemos que recordar que la mayoría de los adultos no van a propasarse con nuestros hijos. La mayoría de nuestros parientes los aman y estarán tan interesados como nosotros en protegerlos del abuso sexual.
      Por otra parte, eso puede ocurrir. Y no basta con simplemente esperar que no ocurra. El proverbio bíblico dice: "Sagaz es el que ha visto la calamidad y procede a ocultarse" (Proverbios 22:3). Por consiguiente, es prudente obrar con cautela, especialmente en vista de los tiempos en que vivimos. Si evitamos, al mayor grado posible, el poner a nuestros hijos en situaciones que los dejen vulnerables, si les explicamos los límites que ni siquiera los adultos deben pasar, y si les enseñamos cómo reaccionar en caso de que cualquier adulto trate de pasar esos límites, entonces estamos haciendo muchísimo para proteger a nuestros hijos del que quiera propasarse.
      Ver http://watchtower.com/org

      Criar un hijo con síndrome de Down sus penas y alegrías

      “Siento decirle que su bebé tiene síndrome de Down.” Las dolorosas palabras del médico cambiarán la vida de los padres para siempre. “Me sentí como aquel que vive una pesadilla y quiere despertar cuanto antes”, recuerda un padre llamado Víctor.
      AUNQUE también hay un lado positivo. Para Emily y Barbara, dos madres de hijos con el síndrome, la experiencia fue “una montaña rusa de emociones, con triunfos que elevan y decepciones que hunden; contrariedades y retos cotidianos, y logros y consecuciones que llenan de emoción” (Count Us In—Growing Up With Down Syndrome [Tómennos en cuenta. Crecer con síndrome de Down]).
      ¿Qué es el síndrome de Down? Llana y sencillamente, es una alteración crónica de origen genético que afecta a 1 de cada 730 bebés en Estados Unidos.* Los niños afectados presentan distintos grados de incapacidad para el aprendizaje y la comunicación verbal, así como anormalidades del aparato locomotor, que van de leves a graves. También maduran más lentamente en sentido emocional, social e intelectual.
      ¿Hasta qué grado afecta esta anomalía la capacidad de los niños? Jason, quien padece el síndrome, responde en el libro Count Us In—Growing Up With Down Syndrome, del cual es coautor: “Me parece que no es un impedimento. Es una desventaja a la hora de aprender algo porque vas despacio, pero no es para tanto”. Desde luego, cada niño es diferente y posee sus propios talentos. Incluso los hay que son capaces de aprender lo suficiente para convertirse en miembros activos de la sociedad y tener una vida plena.
      Nada puede hacerse para prevenir esta alteración genética, ni antes ni durante el embarazo. El síndrome de Down no es culpa de nadie. Mas no por eso deja de asestar un duro golpe a los padres. ¿Qué pueden hacer estos en favor de sus hijos y de sí mismos?

      Asumir la realidad

      Cuesta aceptar que un hijo tiene síndrome de Down. “Fue un choque tremendo —recuerda una madre de nombre Lisa—. Cuando el pediatra terminó su explicación, mi esposo y yo nos pusimos a llorar. Si fue por [nuestra hija] Jasmine o por nosotros, no lo sé; probablemente fue un poco de todo. No obstante, estaba deseosa de tenerla en mis brazos y decirle que siempre la querría, sin importar lo que viniera.”
      “Me pasaron muchos sentimientos por la cabeza —dice Víctor—: miedos, rechazos, que nada volvería a ser como antes, que los demás ya no querrían estar con nosotros. Sinceramente, pensamientos egoístas, generados por el desconocimiento.”
      Tales sentimientos de dolor e incertidumbre suelen durar algún tiempo, y es posible que vuelvan a surgir de repente. Elena relata: “Lloraba a menudo por el problema de [nuestra hija] Susana. Pero una vez, cuando ella tenía cuatro años, vino a mí y me dijo: ‘Mami, no llores; no pasa nada’. Obviamente, ella no sabía por qué yo estaba llorando; pero en ese momento me resolví a dejar de sentir pena por mí misma y seguir dando vueltas a pensamientos negativos. Más bien, desde entonces me he concentrado en ayudarla a progresar hasta el grado posible”.

      Estrategias para mejorar la comunicación

      Niño leyéndole a su hermanita que tiene síndrome de DownSugerencias para comunicarse con las personas con síndrome de Down:
      • Sitúese enfrente para establecer contacto visual directo.
      • Utilice frases sencillas y cortas.
      • Acompañe sus palabras con gestos faciales y ademanes.
      • Deles tiempo para que entiendan y respondan.
      • Escuche atentamente y pídales que repitan las órdenes que les imparta.

      Contribuir al aprendizaje del niño

      ¿Cuál es la clave para la formación de estos niños? “Comience por quererlos. Lo demás viene después”, recomiendan los especialistas de una asociación. La profesora Sue Buckley apunta: “Los individuos con síndrome de Down son en primer lugar personas [...]. La calidad de los cuidados, la educación y la experiencia social que se ofrecen influyen en el desarrollo de las personas con síndrome de Down, al igual que ocurre con todas las personas en general”.
      Las últimas tres décadas han visto un marcado avance en las técnicas de aprendizaje empleadas para ayudar a los niños afectados. Los terapeutas aconsejan a los padres incluirlos en todas las actividades familiares y ayudarlos a desarrollar sus aptitudes a través del juego y programas de intervención temprana. Estos programas —que deben comenzar poco después del nacimiento— incluyen fisioterapia, logopedia (terapia del lenguaje) y mayor atención personal, junto con apoyo emocional para el niño y la familia. “Susana siempre ha sido una de nosotros —dice Gonzalo, su padre—. Siempre ha estado presente en todas las actividades de la familia. La hemos tratado y corregido tal como lo hemos hecho con su hermana y su hermano, pero teniendo en cuenta sus limitaciones.”
      El progreso seguramente será lento. Los bebés con síndrome de Down no pronuncian sus primeras palabras sino hasta los dos o tres años. En su desesperación por no poder comunicarse, tal vez tengan arrebatos de llanto o mal humor. Pero los padres pueden enseñarles algunas habilidades de comunicación preverbales valiéndose, por ejemplo, de un método de señas sencillo, acompañado de ayudas visuales. Así, con señas como las de “beber”, “más”, “ya”, “comida” y “cama”, podrán dar a saber sus necesidades básicas. “Nosotros le enseñábamos a Jasmine dos o tres señas por semana —dice Lisa—. Nos centrábamos exclusivamente en la diversión y la repetición.”
      Cada año, más niños con síndrome de Down acuden a escuelas ordinarias y participan en actividades sociales con sus hermanos y sus amigos. Si bien su aprendizaje es más difícil, estudiar con niños de su edad ha ayudado a algunos a valerse por sí mismos, relacionarse con los demás y progresar en sentido académico.
      En vista de que su desarrollo es más lento, las diferencias con sus pares se acentúan con la edad. Aun así, algunos entendidos recomiendan que cursen la secundaria en una escuela común, siempre y cuando los profesores y los padres estén de acuerdo y exista apoyo didáctico complementario. “La mayor ventaja de que Yolanda fuese a una escuela normal fue su plena integración —afirma su padre, Francisco—. Desde el principio, ella pudo jugar con todos los niños, y ellos aprendieron a verla como una más y a incluirla en todas sus actividades.”

      Las satisfacciones superan con creces los sacrificios

      Criar un hijo con síndrome de Down no es un camino de rosas: requiere mucho tiempo, esfuerzo y dedicación, así como paciencia y expectativas realistas. “Hay muchas tareas relacionadas con el cuidado de Ana —dice Soledad, su madre—. Tienes que aprender a ser una madre paciente, enfermera y fisioterapeuta, además de atender las tareas normales del hogar.”
      Pese a todo, muchas familias insisten en que tener un niño con síndrome de Down las ha unido más. Los hermanos aprenden a ser menos egoístas y a mostrar más empatía, y se hacen más comprensivos con las personas minusválidas. “El desplegar paciencia ha sido recompensado enormemente, y con el tiempo hemos visto los resultados —aseguran Antonio y María—. Nuestra hija mayor, Marta, siempre nos ha ayudado a cuidar de Sara y ha mostrado sincero interés en ella. Esto precisamente la motivó a prepararse adquiriendo conocimientos que le sirvan para ayudar también a otros niños discapacitados.”
      Rosa, cuya hermana mayor tiene este síndrome, comenta: “Susana ha contribuido mucho a mi felicidad y me ha dado mucho amor. Además me ha ayudado a estar más al tanto de las discapacidades de otros”. Y la madre, Elena, añade: “Susana es muy sensible al cariño. Cuando ella recibe amor, da el doble”.
      Emily y Barbara —las madres citadas al principio— descubrieron que “las personas con síndrome de Down continúan creciendo y aprendiendo a lo largo de su vida, y aprovechando nuevas oportunidades y experiencias”. ¿Qué deben hacer, pues, los padres de un niño con síndrome de Down? Yolanda da este sencillo consejo: “Quererle mucho. Cuidarle como mis padres han hecho conmigo. Y no olvidéis ser pacientes”.

      ¿Disfrutan de la vida las personas con síndrome

      Wednesday, April 18, 2012

    • ‎"Maestro" por:Marytza Canton.

      A sonrreirle a la vida, lo aprendi de ti,
      acariciar mis sueños
      llenandolos de aprobacion de
      ... principio a fin.
      Sin detenerme en complejas
      advercidades, que van rompiendo el alma.
      Aprendi de ti; de tu sencilles ilimitada y
      pulcra...muchas cosas aprendi de ti.
      Me enseñaste a creer, que no solo estaba
      espinado el camino; porque al recorrerlo tambien
      encontramos delicados pastos.
      Me enseñaste que para cada una de nuestras acciones
      hay retribucion, que el rencor y la envidia son venenos mortales.
      Mas la mayor de tus lecciones y la mas provechosa quizas Padre mio:
      fue cuando con sencillas demostraciones, me enseñaste el verdadero
      significado de la palabra amor.
      Ahora es tarea mia, llevar a la practica tus sabias enseñansas.
      Ver más
    • Maritza Canton15 de abril de 2012 20:59
      "MADRE" por:Marytza Maritza Canton.

      Quien sabe el dolor que cargas en tus encorvadas espaldas?.
      Quien ha notado correr impertinente, por tus mejillas una sola lagrima?.
      Quien te ha tomado de la mano cuando haz sentido que,
      el dolor quebrantaba todos tus huesos?.
      SI, quiero saber Donde estaban todos cuando recogias cada pedacito
      de tu corazon convertido en mil pedazos por el golpe tan duro que recibio?.
      Te cobro la vida muy cara tu estadia, madre...en este lapsus que a todos nos toca
      transitar. Pero tu equipaje madre ; cuanto ha pesado tu equipaje?.
      Hoy te pregunto, con la esperanza MADRE de que aun me quede tiempo, : me puedes perdonar???????????.
      Blog de Noticias

      El país más bello del mundo

      C. Kennedy Garrett/Wikimedia CommonsAunque muchos afirman que el fin del calendario maya (diciembre del 2012) solo significa un cambio de ciclo, para otros tantos representa el fin del mundo: puro y duro. A raíz de esta segunda interpretación, una compañía de viajes del Reino Unido (First Choice) decidió realizar una encuesta en la cual preguntaba a los británicos qué les gustaría hacer durante lo que queda de año.
      Según los resultados, más de la quinta parte (22%) eligió irse de viaje y conocer el mundo. Si estuvieras dentro de ese grupo… ¿qué países tendrías en tu lista?
      La misma compañía de viajes creó una infografía interactiva para que los usuarios de Pinterest (una aplicación para compartir y coleccionar imágenes que arrasa en popularidad dentro de las redes sociales) eligieran el país más bello del mundo.
      Para sorpresa de muchos, los primeros lugares no están ocupados por Francia, Alemania, Grecia… ni siquiera Islandia y China (a donde prefieren ir los gurús del turismo británico). Hasta la publicación de este post, Turquía parecía ser la ganadora. Pero el orden de preferencia irá cambiando hasta que cierren las votaciones el 1ro de mayo. Así seguía la lista: Latvia, Italia, Canadá, India, Nueva Zelanda, México, Croacia, Indonesia e Irlanda.

      Si quieres participar para apoyar a tu favorito o simplemente seguir la votación puedes visitar la infografía de First Choice aquí.

      Mientras, descubre lo que no te puedes perder en Turquía:
      Wikimedia CommonsEntre la arquitectura moderna de Estambul, su ciudad más poblada, llena de rascacielos y comercios, se conservan antiguas mezquitas y palacios como muestras de la singular mezcla de tradiciones de este país. Además, los exóticos paisajes naturales de Antalya, la falda de pinares de los Montes Toros (Taurus), lo han convertido en el destino obligatorio de quienes gustan practicar deportes en mar y tierra.
      El Gran Bazar de Estambul: Alfombras, joyas, cuero, orfebrería, especias… todo lo que se te antoje comprar lo encontrarás en este antiguo centro situado en el corazón de la "ciudad vieja". Es un recinto cerrado, con 22 puertas de acceso y más de 64 calles. Diariamente recibe entre 250,000 y 400,000 visitantes.
      El Puente Bósforo Turquía es un país transcontinental, ya que tiene territorios en Asia occidental y Europa oriental, y este puente atraviesa el canal del mismo nombre, conectando los dos continentes.
      La Mezquita Azul. David Spender/Wikimedia CommonsLa Mezquita Azul o Mezquita del Sultán Ahmed: La más famosa del país, debe su nombre al color de los más de 20,000 mosaicos que decoran sus cúpulas.
      Hagia Sophia: Considerada como una de las obras arquitectónicas más bellas y grandiosas del arte universal, está situada frente a la Mezquita Azul. Antigua basílica patriarcal ortodoxa, luego convertida en mezquita y actualmente museo. Muchos tienden a llamarla Sancta Sophia (como si fuera por el nombre de Santa Sofía), pero en realidad es la transcripción fonética al latín de la palabra griega "sabiduría".
      Baños turcos: Estos balnearios públicos de Turquía no solo son famosos por sus efectos curativos para el cuerpo, experimentando temperaturas de muy cálidas a frías; sino que también son un sitio de encuentro para hacer vida social. Irse de Turquía sin probar un baño público es como haberse ido de St. Barts sin bañarse en la playa.
      Llévalo en tu maleta…
      Para entrar en ambiente, compra la novela Estambul, del premio novel turco Orhan Pamuk. Y aunque tu viaje sea en verano, no olvides guardar en tu equipaje un pantalón y una camisa que cubra tus hombros, porque en muchos sitios (sobre todo los menos turísticos) se prohíbe la entrada en shorts, minifaldas y camisetas sin mangas.


      --
      Publicado por Blogger para Alondra el 4/18/2012 08:54:00 AM
      AMANECER EN LA HIGUERA
      Los secretos tras la muerte del Che Guevara
      El escritor español Rafael Cerrato recoge en este libro testimonios inéditos de Félix Rodríguez Mendigutía, el agente de la CIA que planificó la captura del Che y estuvo junto al guerrillero hasta el último momento de su vida; y Benigno (Dariel Alarcón), uno de los tres cubanos supervivientes de aquella aventura guerrillera y lugarteniente del Che, testigo directo que presenció, camuflado entre los soldados del ejército boliviano, los hechos de aquel día.

      “Rafael Cerrato ha conseguido armar este fascinante relato, absolutamente verídico, pero dotado de la intensidad de una buena novela negra. Todo historiador que quiera escudriñar en este turbio asunto tiene que asomarse a este libro. Carlos Alberto Montaner.
      Presentación en Madrid: Jueves 10 de mayo de 2012, Fundación Hispano Cubana
      19.00 horas (7 P.M.), Calle Orfila, 8 de rid.
      Presentación en Miami: Martes 22 de mayo, 6:30 PM, Casa Bacardí, Universidad de Miami, Brescia Avenue, Coral Gables, FL 33146 - (305) 284-2822
      3 de abril
       
      Predicando por INTERNET:
      • Es realmente muy peligroso relacionarse con extranos hasta para uno que ya tiene cierta edad, experiencia y madurez. Pero tu decides responsablemente lo que haras. Tienes tiempo. Eso espero!. Leete El Coran, El Sutra del Loto, Los Secretos de la Santeria ( hasta china), lo que tu quieras.
      •  Pero no dejes de estudiar las Santas Escrituras Cristianas en las traducciones que tu quieras. Compara y saca conclusiones propias de donde esta la verdad. No pierdas tu relacion de amistad con Jehova Dios: el unico Dios verdadero. El te aclarara todas tus dudas pacientemente porque es un Dios de Amor. No dejes de orarle vehemente y sinceramente e incesantemente mediante Jesus y el respondera tus oraciones favorablemente si acatas su voluntad con obediencia.
      • No puedes comprenderlo todo de golpe. Tu aprendizaje, conocimiento, fe y conducta mejoraran con el tiempo si continuas tu estudio como hasta ahora. Poco a poco podras leer y comprender tu sola mejor la Biblia, usa la pagina de Internet que te dije y no las paginas dudosas y extranas.
      • Tu salud mejorara poco a poco, a medida que mejoren tus emociones y tu espiritualidad cristiana que sera una torre fuerte contra todo enemigo.
      • .Llamame cuando quieras y usa mi correo; es mas seguro que Faceboock, donde muchos pueden leer cosas tan personales. Besos:...

      Tuesday, April 17, 2012

      Diana Margarita Cantón Martínez
      • Predicando por Internet  a una estudiante de la Biblia:

      Casi siempre estoy inspirada por lo que me maravilla, asombra, sacude...
      Que bueno que te hayan agradado las hermanas!.Nos distingue el amor a Jehova, Jesus y el projimo. Lamento estemos lejos y no tenga transporte y que no me pertenezca el territorio donde vives para trabajarlo. Aunque hay que predicar hasta "los cabos de la tierra" las 24 horas. El territorio es el mundo. Asi es que por INTERNET y el telefono seguimos en contacto.
      Veo mucha madurez en tus analisis!.
      Si, cada cual tiene sus motivos, pero toda guerra es injusta y esteril, salvo la espiritual. Nuestra espada es la Biblia y solo con ella ( el bien) podemos vencer el mal. Por eso somos neutrales en asuntos politicos, pero nuestra disidencia y oposicion cristiana es superior, pues es contra de  todos los imperfectos gobiernos humanos y por el Reino de Dios.
      Ojala sigas estudiando, yendo al Salon del Reino y progresando espiritualmente.Hallaras los mejores amigos y sentiras una gran paz! y podras ayudar a tu mama que tiene un gran corazon y a otros de corazon dispuesto!.
      Es excelente que seas preguntona. Todas las respuestas las hallaras poco a poco en la Biblia tu misma. Aunque esta bien que leas noticias, escuches a otros, investigues, pero pertrechate para ese intercambio peligroso cuando aun estamos comenzando a ser cristianos. Fijate que todos dan razones y versiones, pero detras hay intereses economicos, politicos. Esta el dinero y el poder y la fama. Porque esos del Oriente son amigos de Fidel Castro y todos ellos cuando gobiernan no acaban con los problemas humanos, sino que hacen gobiernos independientes para explotar y humillar a sus propios pueblos, y aun cuando tuvieran las mejores intenciones, su poder humano es insuficiente para hacer justicia, dar paz, libertad, felicidad, vida eterna con salud y bienestar. Asi es que valen la pena esas guerras politicas con ropajes religiosos?. El verdadero cristiano no mata y mucho menos a sus hermanos. Y supongo que en el Islam, el Budismo...cualquier religion deberia ser asi. Crees que habia religiones en la epoca de Adan y Eva y poco despues?. Pero Jehova ya daba leyes a seguir, sobre todo despues de Moises.Asi es que los verdaderos cristianos se deben regir solo por la Biblia y no por las interpretaciones humanas religiosas. Es lo logico. Verdad?.
      Yo tambien te quiero mucho, como a una hija. Estoy solo colaborando con Jehova, es mi deber ayudarte a ser mas feliz, a liberarte con la verdad. Ese es mi trabajo ( voluntario) por el que me paga Jehova con numerosas bendiciones, como encontrarte!. Besos:...

      Thursday, April 05, 2012

      LOS ULTIMOS DIAS DE JESUS EN LA TIERRA













      Jesús instituye la Cena del Señor


                                                     

      Los últimos días de Jesús en la Tierra
      Artículos de esta serie:
      Temas relacionados:
      ES EL séptimo día del mes judío de Nisán del año 33 E.C. Imagínese que usted está observando lo que sucede en la provincia romana de Judea. Jesús y sus discípulos han salido de Jericó, una ciudad de exuberante vegetación, y suben con dificultad por un camino polvoriento y serpenteante. Como ellos, muchos viajeros más van rumbo a Jerusalén con ocasión de la celebración anual de la Pascua. Sin embargo, los discípulos de Cristo están pensando en algo más que en esta agotadora caminata.
      Los judíos anhelan un Mesías que los libre del yugo romano. Muchos consideran que Jesús de Nazaret es ese Salvador por tanto tiempo esperado. Durante tres años y medio se ha dedicado a hablar del Reino de Dios. Ha curado a los enfermos y ha alimentado a los hambrientos. En efecto, ha consolado a la gente. Pero a los caudillos religiosos los irrita la dura denuncia que Jesús hace de ellos, y están desesperados por darle muerte. Aun así, allá va subiendo por el reseco camino delante de sus discípulos con aire resuelto (Marcos 10:32).
      Mientras el Sol se pone detrás del monte de los Olivos, Jesús y sus compañeros llegan al pueblo de Betania, donde pasarán las siguientes seis noches. Allí los reciben sus amados amigos Lázaro, María y Marta. El fresco anochecer les alivia del calor del viaje y señala el inicio del sábado 8 de Nisán (Juan 12:1, 2).
      9 de Nisán
      http://www.watchtower.org/images/19980315/hr.jpg
      Después del sábado, hay mucho movimiento en Jerusalén. Miles de visitantes ya han llegado a la ciudad para observar la Pascua. Pero hay más bullicio del acostumbrado en esta época del año. Multitudes curiosas caminan a toda prisa por las estrechas calles que conducen a las puertas de la ciudad. Cuando logran abrirse paso por las abarrotadas puertas, ¡qué vista les espera! Muchas personas, radiantes de alegría, vienen bajando del monte de los Olivos por el camino de Betfagué (Lucas 19:37). ¿Qué significa toda esta actividad?
      ¡Miren! Jesús de Nazaret viene montado sobre un pollino de asna. La gente tiende sus prendas de vestir en el camino delante de él, mece palmas recién cortadas y grita con gozo: “¡Bendito es el que viene en el nombre de Jehová, sí, el rey de Israel!” (Juan 12:12-15).
      Al acercarse la multitud a Jerusalén, Jesús mira la ciudad y se conmueve profundamente. Se pone a llorar, y lo escuchamos predecir su destrucción. Cuando, poco después, llega al templo, enseña a las muchedumbres y sana a los ciegos y los cojos que acuden a él (Mateo 21:14; Lucas 19:41-4447).
      Estos sucesos no pasan inadvertidos para los sacerdotes principales y los escribas. ¡Cómo los irrita ver las obras maravillosas de Jesús y el júbilo de las muchedumbres! Los fariseos, incapaces de ocultar su indignación, exigen: “Maestro, reprende a tus discípulos”. “Les digo —contesta Jesús—: Si estos permanecieran callados, las piedras clamarían.” Antes de irse, Jesús observa los tratos comerciales que se efectúan en el templo (Lucas 19:39, 40; Mateo 21:15, 16; Marcos 11:11).
      10 de Nisán
      http://www.watchtower.org/images/19980315/hr.jpg
      Jesús llega temprano al templo. Ayer, no pudo menos que indignarse al ver la flagrante comercialización de la adoración de su Padre, Jehová Dios. Con gran celo, pues, se pone a echar del templo a los que compran y venden en él. Luego vuelca las mesas de los avaros cambistas y los bancos de quienes venden palomas. “Está escrito —exclama Jesús—: ‘Mi casa será llamada casa de oración’, pero ustedes la hacen cueva de salteadores.” (Mateo 21:12, 13.)
      Los sacerdotes principales, los escribas y los hombres más prominentes no soportan las acciones y la enseñanza pública de Jesús. ¡Cómo ansían darle muerte! Pero se retienen a causa de la muchedumbre, pues el pueblo está atónito ante su enseñanza y sigue “colgándose de él para oírle” (Lucas 19:47, 48). Al acercarse la noche, Jesús y sus compañeros disfrutan de la agradable caminata de regreso a Betania, donde descansarán hasta el día siguiente.
      11 de Nisán
      http://www.watchtower.org/images/19980315/hr.jpg
      Temprano por la mañana, Jesús y sus discípulos ya están cruzando el monte de los Olivos camino a Jerusalén. Cuando llegan al templo, los sacerdotes principales y los ancianos no tardan en desafiar a Jesús. Recuerdan bien lo que hizo a los cambistas y comerciantes en el templo. Sus enemigos preguntan con malevolencia: “¿Con qué autoridad haces estas cosas? ¿Y quién te dio esta autoridad?”. “Yo, también, les preguntaré una cosa —responde Jesús—. Si me la dicen, yo también les diré con qué autoridad hago estas cosas: El bautismo por Juan, ¿de dónde era? ¿Del cielo, o de los hombres?” Los opositores consultan entre sí en voz baja, razonando: “Si decimos: ‘Del cielo’, nos dirá: ‘Entonces, ¿por qué no le creyeron?’. Sin embargo, si decimos: ‘De los hombres’, tenemos la muchedumbre a quien temer, porque todos tienen a Juan por profeta”. Perplejos, contestan débilmente: “No sabemos”. Jesús responde con calma: “Tampoco les digo yo con qué autoridad hago estas cosas” (Mateo 21:23-27).
      “Una cueva de salteadores”
      http://www.watchtower.org/images/19980315/hr.jpg
      A JESÚS le sobraban razones para decir que aquellos comerciantes avariciosos habían transformado el templo de Dios en “una cueva de salteadores” (Mateo 21:12, 13). A fin de pagar el tributo del templo en la moneda debida, los judíos y los prosélitos procedentes de otras tierras habían de cambiar su dinero extranjero. En su libro La vida y los tiempos de Jesús el Mesías, Alfred Edersheim explica que los cambistas solían abrir sus puestos por todo el país el 15 de Adar, un mes antes de la Pascua. A partir del 25 de Adar, se trasladaban al recinto del templo de Jerusalén para aprovecharse de la enorme afluencia de judíos y prosélitos. Los tratantes tenían un negocio floreciente, pues cobraban una comisión por cada moneda que cambiaban. El que Jesús los llamara salteadores deja entrever que sus comisiones eran tan cuantiosas que en la práctica estaban robando a los pobres.
      Algunos no podían llevar sus propios animales para sacrificio, y los que lo hacían tenían que presentarlos ante un inspector en el templo para que los examinara, pagando una cantidad. Para no arriesgarse a que se rechazara el animal tras haberlo acarreado desde lejos, muchos compraban a los comerciantes corruptos del templo uno “aprobado” levíticamente. “A más de un pobre aldeano lo desplumarían allí a conciencia”, dice un historiador.
      Existen pruebas de que en un tiempo el sumo sacerdote Anás y su familia tuvieron intereses creados en relación con los comerciantes del templo. Los escritos rabínicos hablan de “los bazares de los hijos de Anás” allí establecidos. Las sumas que percibían de los cambistas y de la venta de animales en los terrenos del templo eran una de sus principales fuentes de ingresos. Un biblista comenta que el acto de Jesús de desalojar a los comerciantes “fue no sólo dirigido contra el prestigio de los sacerdotes, sino también contra sus bolsillos”. Sea como fuere, sin duda sus enemigos deseaban eliminarlo (Lucas 19:45-48).


      Los enemigos de Jesús tratan ahora de entramparlo logrando que diga algo por lo cual puedan hacer que se le arreste. “¿Es lícito —preguntan— pagar la capitación a César, o no?” “Muéstrenme la moneda de la capitación”, replica Jesús, y pregunta: “¿De quién es esta imagen e inscripción?”. “De César”, responden. Jesús los deja frustrados al decir con claridad a oídos de todos los presentes: “Por lo tanto, paguen a César las cosas de César, pero a Dios las cosas de Dios” (Mateo 22:15-22).
      Habiendo silenciado a sus enemigos con una argumentación irrefutable, Jesús pasa a la ofensiva ante las muchedumbres y sus discípulos. Escúchele denunciar sin temor a los escribas y fariseos. “No hagan conforme a los hechos de ellos —advierte—, porque dicen y no hacen.” Pronuncia con denuedo una serie de ayes sobre ellos y los denuncia como guías ciegos e hipócritas. “Serpientes, prole de víboras —dice Jesús—, ¿cómo habrán de huir del juicio del Gehena?” (Mateo 23:1-33.)
      El que Jesús haga estas duras denuncias no significa que pase por alto las cualidades positivas de otras personas. Más tarde, ve a la gente echando dinero en las alcancías del templo. ¡Qué conmovedor es observar a una viuda necesitada dar todo su medio de vida: dos monedas pequeñas de muy poco valor! Enternecido, Jesús señala que, de hecho, ella ha dado mucho más que todos los que han echado grandes contribuciones “de lo que les sobra”. En su honda compasión, Jesús concede gran valor al esfuerzo de quien hace todo lo que está a su alcance (Lucas 21:1-4).
      Jesús ahora sale del templo por última vez. Algunos de sus discípulos comentan sobre la magnificencia de este, que está “adornado de piedras hermosas y cosas dedicadas”. Para la sorpresa de ellos, Jesús declara: “Vendrán los días en que no se dejará aquí piedra sobre piedra que no sea derribada” (Lucas 21:5, 6). Mientras salen de la atestada ciudad siguiendo a Jesús, los apóstoles se preguntan qué habrá querido decir con estas palabras.
      Pues bien, un poco más tarde, Jesús y sus apóstoles se sientan y disfrutan de la paz y tranquilidad del monte de los Olivos. Mientras contemplan la magnífica vista de Jerusalén y el templo, Pedro, Santiago, Juan y Andrés procuran que Jesús les aclare su asombrosa predicción. “Dinos —solicitan—: ¿Cuándo serán estas cosas, y qué será la señal de tu presencia y de la conclusión del sistema de cosas?” (Mateo 24:3; Marcos 13:3, 4.)
      En respuesta, el Gran Maestro da una profecía verdaderamente notable. Vaticina guerras a gran escala, terremotos, escaseces de alimento y plagas. Además, predice que las buenas nuevas del Reino se predicarán por toda la Tierra. “Entonces —advierte— habrá gran tribulación como la cual no ha sucedido una desde el principio del mundo hasta ahora, no, ni volverá a suceder.” (Mateo 24:7, 1421; Lucas 21:10, 11.)
      Los cuatro apóstoles escuchan atentamente mientras Jesús explica otras facetas de ‘la señal de su presencia’. Recalca la necesidad de ‘mantenerse alerta’. ¿Por qué? “Porque —dice— no saben en qué día viene su Señor.” (Mateo 24:42; Marcos 13:33, 3537.)
      Este ha sido un día inolvidable para Jesús y sus apóstoles. Es, de hecho, el último día del ministerio público de Jesús antes de su arresto, juicio y ejecución. Puesto que se hace tarde, regresan a la cercana Betania, situada al otro lado de la colina.
      12 y 13 de Nisán
      http://www.watchtower.org/images/19980315/hr.jpg
      Jesús pasa el 12 de Nisán con tranquilidad en compañía de sus discípulos. Es consciente de que los guías religiosos ansían con desesperación darle muerte, y no desea que interfieran con la celebración de la Pascua la noche siguiente (Marcos 14:1, 2). Al día siguiente, el 13 de Nisán, la gente está ocupada haciendo los preparativos finales para la Pascua. En las primeras horas de la tarde, Jesús envía a Pedro y a Juan a poner todo en condiciones para la Pascua, que observarán en un cuarto superior de Jerusalén (Marcos 14:12-16; Lucas 22:8). Poco antes del atardecer, Jesús y los otros diez apóstoles se reúnen con ellos allí para su última celebración de la Pascua.
      14 de Nisán, después de la puesta del Sol
      http://www.watchtower.org/images/19980315/hr.jpg
      Una delicada penumbra envuelve Jerusalén al atardecer, cuando la luna llena empieza a elevarse por encima del monte de los Olivos. En un cuarto grande amueblado, Jesús y los doce están reclinados a una mesa preparada. “En gran manera he deseado comer con ustedes esta pascua antes que sufra”, dice Jesús (Lucas 22:14, 15). Después de un rato, a los apóstoles les sorprende verlo levantarse y poner a un lado sus prendas exteriores. Toma una toalla y una palangana con agua y se pone a lavarles los pies. ¡Qué lección más inolvidable de servicio humilde! (Juan 13:2-15.)
      Sin embargo, Jesús sabe que uno de estos hombres, Judas Iscariote, ya ha quedado en traicionarlo a los guías religiosos. Como es comprensible, se aflige mucho. “Uno de ustedes me traicionará”, revela. Los apóstoles se contristan mucho por ello (Mateo 26:21, 22). Después de la celebración de la Pascua, Jesús dice a Judas: “Lo que haces, hazlo más pronto” (Juan 13:27).
      Una vez que Judas se ha ido, Jesús instituye una cena para conmemorar su inminente muerte. Toma un pan sin levadura, ofrece una oración de gracias, lo parte y dice a los once que coman de él. “Esto significa mi cuerpo —dice— que ha de ser dado a favor de ustedes. Sigan haciendo esto en memoria de mí.” Entonces toma una copa de vino tinto y, después de decir una bendición, se la pasa a ellos y les dice que beban de ella. Luego agrega: “Esto significa mi ‘sangre del pacto’, que ha de ser derramada a favor de muchos para perdón de pecados” (Lucas 22:19, 20; Mateo 26:26-28).
      Esa noche trascendental, Jesús enseña a sus apóstoles fieles muchas lecciones valiosas, entre ellas la importancia del amor fraternal (Juan 13:34, 35). Les asegura que recibirán un “ayudante”, el espíritu santo, el cual les hará recordar todas las cosas que él les ha dicho (Juan 14:26). Más tarde esa misma noche, sin duda se sienten muy animados al escuchar a Jesús orar por ellos con devoción (Juan, cap. 17). Después de entonar canciones de alabanza, salen del cuarto superior y siguen a Jesús en aquella noche fresca y ya avanzada.
      Jesús y sus apóstoles cruzan el valle de Cedrón rumbo a uno de sus lugares preferidos, el jardín de Getsemaní (Juan 18:1, 2). Mientras los apóstoles esperan, Jesús se aleja un poco a fin de orar. No puede describirse con palabras la tensión emocional que siente al elevar a Dios una encarecida petición de ayuda (Lucas 22:44). Le es sumamente angustiante tan solo pensar en el oprobio que acarrearía a su amado Padre celestial si fallara.
      Casi inmediatamente después de que Jesús concluye su oración, llega Judas Iscariote acompañado de una muchedumbre que lleva espadas, garrotes y antorchas. “¡Buenos días, Rabí!”, dice Judas, besándolo tiernamente. Esta es la señal para que los hombres arresten a Jesús. De pronto, Pedro empuña la espada y le corta una oreja al esclavo del sumo sacerdote. “Vuelve tu espada a su lugar —dice Jesús mientras sana la oreja del hombre—, [...] todos los que toman la espada perecerán por la espada.” (Mateo 26:47-52.)
      ¡Todo sucede con tanta rapidez! Se arresta y se ata a Jesús. Los apóstoles, temerosos y confundidos, abandonan a su Amo y huyen. A Jesús se le lleva ante Anás, el anterior sumo sacerdote, y luego ante Caifás, el sumo sacerdote actual, para someterlo a juicio. A primeras horas de la mañana, el Sanedrín presenta falsos cargos de blasfemia contra Jesús. Luego Caifás hace que lo lleven ante el gobernador romano Poncio Pilato. Este lo envía a Herodes Antipas, el gobernante de Galilea, quien, junto con sus guardias, se burla de él y lo envía nuevamente a Pilato. Este confirma su inocencia, pero los caudillos religiosos lo presionan para que condene a Jesús a muerte. Después de someterlo a mucho maltrato verbal y físico, llevan a Jesús al Gólgota, donde se le clava sin misericordia a un madero de tormento, en el cual sufre una muerte sumamente dolorosa (Marcos 14:5015:39; Lucas 23:4-25).
      Esta habría sido la mayor tragedia de la historia si la muerte de Jesús hubiera puesto fin permanente a su vida. Felizmente, tal no fue el caso. El 16 de Nisán de 33 E.C., sus discípulos quedaron atónitos al descubrir que se le había levantado de entre los muertos. Con el tiempo, más de quinientas personas comprobaron que estaba vivo de nuevo. Además, transcurridos cuarenta días a partir de su resurrección, un grupo de seguidores fieles lo vio ascender al cielo (Hechos 1:9-11; 1 Corintios 15:3-8).
      La vida de Jesús y usted
      http://www.watchtower.org/images/19980315/hr.jpg
      ¿Qué incidencia tienen en usted y, de hecho, en todos nosotros, estos sucesos? Pues bien, el ministerio, la muerte y la resurrección de Jesús ensalzan a Jehová Dios y son fundamentales en el desenvolvimiento de su gran propósito (Colosenses 1:18-20). Son de vital importancia para nosotros, ya que, sobre la base del sacrificio de Jesús, podemos recibir el perdón de nuestros pecados y, por consiguiente, disfrutar de una relación personal con Jehová Dios (Juan 14:6; 1 Juan 2:1, 2).
      Hasta los muertos reciben beneficios. La resurrección de Jesús hace posible que se les traiga de nuevo a la vida en el prometido Paraíso terrenal de Dios (Lucas 23:39-43; 1 Corintios 15:20-22). Si usted desea saber más acerca de tales asuntos, lo invitamos a asistir a la Conmemoración de la muerte de Cristo el 5 de abril de 2012, en un Salón del Reino de los Testigos de Jehová de su localidad.